PAPEL AMATE

 
Los códices son escritos y dibujos elaborados por los pueblos mesoamericanos en tiras de piel de venado o en una especie de papel, producido con la corteza del árbol amate. Una vez escritas, esas tiras se doblan en forma parecida a la de un acordeón.
Seguramente los códices fueron muy numerosos, pero hoy sólo se conservan unos cuantos. Muchos fueron destruidos por los conquistadores españoles, otros se perdieron por descuido o por la fragilidad del material con el que fueron fabricados.
Los antiguos mexicanos respetaban mucho a los "tlacuilos", que eran los artistas e historiadores que se dedicaban a escribir los códices.

 De ellos decían:
 "Los que están mirando, los que cuentan,
los que vuelven ruidosamente las hojas de los libros de pinturas.
Los que tienen en su poder la tinta negra y roja, las pinturas.
Ellos nos llevan, nos guían, nos dicen el camino".
 
 
 
El papel indígena hecho de la pulpa de la mora y de una especie de higuera silvestre, conserva su nombre original de amate. Es muy conocida la producción de la comunidad otomí de San Pablito, municipio de Pahuatlán, en la sierra norte del estado de Puebla. Sin embargo hemos de consignar el papel de amate elaborado exclusivamente para usos rituales en la comunidad otomí de Texcatepec y sobre todo las comunidades nahuas del cerro de Postectitla, zona de Chicontepec, en el estado de Veracruz.
Existen dos variantes de papel, el que se produce con la corteza de la mora y que brinda un color blanquecino, y el de la higuera silvestre del que se obtiene el papel oscuro; la intensidad del color del papel depende de la edad del árbol, mientras más viejo más oscuro. La corteza se recoge de preferencia durante la primavera y cuando la luna está “tierna”, lo que facilita el trabajo y daña menos a los árboles. Los hombres recogen la corteza y las mujeres fabrican el papel.
La corteza se hierve en agua con ceniza, o en agua de nixtamal, y cuando las fibras están suaves se enjuagan en agua limpia y se conservan en una batea con agua. El papel se hace en una tabla de madera en la que se extiende una capa de fibras que son golpeadas con una piedra para fusionarlas. Entre los nahuas de Chicontepec se usan otates de maíz quemados al fuego en lugar de las piedras. Las tablas con las fibras húmedas se ponen a secar al sol y una vez secas se desprenden fácilmente las hojas de papel.
 
This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.

One Response to PAPEL AMATE

  1. ana says:

    es bonito tener esos conocimientos, me encantaria visitar tu pais; si Dios qiere podre ir al encuentro mundial de las familias en 2009, si es asi, los conocimientos que adqiero a traves de tu space me serviran de gran ayuda, de forma que ya de antemano te doy las gracias

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s